Categories
Unaporuna

Tienes 30 años y estás agotado? Tienes que leer esto…

Voy en el ave a Madrid. Allí tengo reunión de trabajo y luego cojo avión a Manchester. De Manchester vuelo a Málaga y vuelta el viernes Me gustaría ir a cenar a Córdoba para recoger a Carletes, llevarlo el sábado a un cumple en Sevilla y poder ir el domingo al acuario. Muchos piensan que paso mucho tiempo con él. Para mi, nunca es demasiado. Seguramente acabe el domingo “muerta matá” como digo yo cuando estoy agotada; pero la otra opción sería pasar el fin de semana tumbada esperando que llegue el lunes para volver a empezar.

Y así todos los fines de semana de bodas, viajes o cumpleaños y si no hay nada oficial, ya inventaremos algún plan 😉

Y queremos no estar cansados…? Este artículo que he leído esta mañana aquí lo dice bien claro.
Es un artículo de la revista GQ, y lo ponemos aquí porque me ha parecido muy bueno.
Su autor es: @mateosancho.

¿POR QUÉ ESTOY AGOTADO SI SÓLO TENGO 30 AÑOS?

 

 

“Si esta va a ser la vida los próximos 30 años, nos tiramos por un puente ahora mismo. Esto antes no era así.

¿Es esto la felicidad? ¿Una concatenación de acontecimientos emocionantes entre un despertar lento y un acostarse baldado? Estoy súper orgulloso de mi vida: tengo muchos amigos con los que me río mucho, hablo varios idiomas a lo largo del día, tengo una cultura aceptable, un trabajo que me da de comer y es entretenido, alguna colaboración que quizá se acerca más a lo que yo soñé de mí mismo y me mata el gusanillo, una vida sexual activa en un matrimonio maravilloso, estoy en forma y aún me queda tiempo y dinero para hacerme un par de viajes al año.

Pero tras esa sonrisa satisfecha se esconde el terror que me produce pensar que si esta va a ser mi vida los próximos 30 años me tiro por el puente ahora mismo, porque yo no puedo más. Esta felicidad me está dejando deslomado. Es como qué bonita es Roma pero, ¿Quién mantiene todo este patrimonio?

Y pienso que a mi edad mis padres tenían cuatro churumbeles que daban bastante la lata y yo nunca percibí en ellos señales de ese agotamiento tan de nuestra época. Así que, antes de asumir que somos unos flojos, voy a intentar ver cuáles son las diferencias entre ellos y nosotros.

Por empezar con algo: ¿Cuándo fue la última vez que tus vacaciones fueron irte a una playa de Tarragona y no hacer nada durante diez días? Primera diferencia: para mí ahora las vacaciones son tomar un vuelo de varias horas, llegar a un país de condiciones extremas o lengua distinta, o pateos interminables y así desconectar la cabeza. Pero, ¿Cuándo desconecto el cuerpo? Vuelvo el día antes de la reincorporación a las 12 de la noche y con jet lag y entro ya arrastrándome a la oficina tras mi supuesto descanso.

Segundo punto: ¿Cuántos amigos tenían tus padres? Más bien pocos. ¿A cuántos cumpleaños de amigos viste que fueran tus padres entre los 30 y los 40? La amistad pasó a un segundo plano a los 25 y bienvenidos fueran los reencuentros puntuales, pero sin fliparse. Mi padre y mi madre hablaban mucho entre ellos, eso sí, y mucho conmigo y mis hermanos, desde luego. Mi padre tenía la curva de la felicidad, pero ahora hemos pasado al six-pack de la felicidad. Ahí nos han dado el cambiazo a traición. Y quizá lo más importante: “¿Hola, puedo hablar con el señor Sancho Senior?”. “No, ha salido. Volverá en tres horas aproximadamente”. Y hasta las tres horas no se comunicaba y no se caía el mundo, como nunca vi a nadie llamar a casa a molestarlo por razones laborales. Quizá ahora estemos cansados de estar siempre “con los nervios del directo” de la exposición y localización permanente.

En casa comíamos muy bien, pero sin las florituras que ahora nos obligamos a saber hacer. Unas acelgas, un filete a la plancha y un pescado al horno. Ni emulsiones, ni reducciones, ni marinados. Todo de batalla y bien digno. Más sano, además, y el restaurante para las fiestas de guardar, y a veces ni eso.

Tampoco vi a mis padres muy preocupados por estar a la última en nada. Asumieron bien pronto que su música sería para siempre Mocedades y Paco Ibáñez y que sus películas favoritas eran las que grabaron aquella vez en vídeo. Si alguna les apetecía especialmente, íbamos al cine, pero si había que esperar a que la estrenaran en la tele cinco años después, no se acababa el mundo. Ahora, en cambio, hay algo de competición excluyente en cada simple conversación sobre si leíste esto, sobre si te has enterado de la serie que está triunfando en el canal de pago finlandés o si estuviste en el concierto irrepetible del otro día, porque no vi que pusieras nada en Instagram. Estoy un poco hasta las pelotas de esto especialmente.

Así las cosas, empiezo a entender que mis energías se me van en cosas bastante poco importantes. Y que no es que seamos flojos. Es que somos un poquito gilipollas.”

Categories
Unaporuna

Como empezó todo…#laverbenadelos30

Hemos estado desconectadas, lo sabemos y lo necesitábamos. Y además teníamos motivos :p

Pero después de un fin de semana de descanso, de estar juntas y de disfrutar, volvemos a la carga, con un montón de cosas que contaros!

Lo primero queremos contaros como empezaron todas las ideas…papel y lápiz en mano, claro.

Ana cumple 30. Ana está feliz y cree que tiene que celebrarlo con todas las personas que quiere. Ana cuenta a Marta y a su madre la idea de hacer una fiesta y desde ahí, todo es un trabajo en equipo.

En un principio la idea era de día, en la piscina, barbacoa… Cambio de planes: La operación 30 años no ha sido conseguida de forma satisfactoria por lo que mejor, fiesta de noche, y no hay que enseñar palmito. Y menos mal, porque a 50 grados de día, tendría que ser fiesta dentro del agua.

Qué tipo de fiesta queríamos? Hablo en plural, porque todo lo hemos decidido entre las 3, y con alguna ayuda más que ya os contaremos, en el apartado de “agradecimientos” 🙂

No quería algo muy formal, todos de pie y vestidas de largo, que eso lo dejamos para las bodas; queríamos una fiesta en el jardín, bonita, con lucecitas, música de fondo, y buen rollo…Lo teníamos: Queríamos hacer una verbena! La verbena de los 30!

Y quien mejor que nuestra querida Lucía Be, para prestarnos su lema:

LA VIDA ES UNA VERBENA
¿Bailas?
Porque queríamos bailar, mucho, y disfrutar, aún más.  
Y porque no queríamos que fuera sólo ese día, sino para siempre…
Ya teníamos el motivo, ahora tocaba dibujarlo, imaginárnoslo:
Hice una pequeña presentación con algunas ideas que saqué de internet, de como quería que fuese, y las pusimos en común. Nos gustaba mucho la idea de sentarnos en el suelo y probamos con nuestras primas si realmente era cómodo para cenar! Imaginaos el plan, allí todas en el suelo partidas de risa…Me gustaban los colores, las flores, y la madera, y con esa combinación, nos pusimos manos a la obra.
Había que ver cuántos éramos, primero 40 confirmados, luego 50 y finalmente fuimos 66 personas. No teníamos tableros tan grandes, pero como mi hermana siempre que ve un pallet chulo, lo recoge y lo lleva a casa, la mejor opción era poner palets como mesas. Juntos o separados? Con mantel o sin nada? Y para el césped? Telas? Pashminas…? Puff? Todo eso eran debates continuos, en grupo de whatsp en común con mis primas, en desayunos con mi madre y mi hermana, y cada vez surgían más ideas. Puestos para el aperitivo, tipo de música y un sinfín de detalles que teníamos que darle forma.
Os iremos enseñando fotos de todo, pero antes, DAR LAS GRACIAS, en mayúscula a todas las personas que lo hicieron posible. Por su ayuda a cualquier hora, por venir a casa a ver como iba todo y acabar atando cubiertos o transportando palets, por aguantarme a mi, que suelo ser bastante intensa , y sobre todo, a mi FAMILIA. Por TODO.
Por hacer que mi 30 cumpleaños sea INOLVIDABLE.
Categories
Unaporuna

#losmartesconCarlos; FELICIDADES TÍA ANA!

Me han contado que hoy cumples 30 años… Eso son muchos, muchos, eh? xD

Yo sólo llevo contigo 18 meses pero ya te has ganado un hueco muy grande en mi vida;

Me estás enseñando tantas cosas…

Mamá dice que casi todas son malas, bueno, yo sólo sé que son muy divertidas 🙂

 


A veces creo que estás un poco loca
 

Pero nos partimos de risa juntos:
 
 

Y no te creas, también voy aprendiendo otras cosas de tí, además de a comer gusanitos y porquerías varias.
 


Dice mamá que en muchas cosas me parezco a tí, que somos igual de intensos! 
Ella lo dice para meterse con nosotros pero yo veo que la vida te va bastante bien siendo así… No me importará parecerme entonces 😉


Me gusta que te rías siempre mucho y muy alto, me gusta que no pares de contar tus historias, me encanta cuando veo que disfrutas tanto de las cosas.
 

Y sobre todo me chifla la capacidad que tienes para hacer reír a todo el mundo. Cuando tú estás cerca, la vida se vuelve más divertida:
 

Si, definitivamente quiero que me enseñes a ser una persona disfrutona!

 


Hay otras cosas que de momento yo veo menos, pero dicen de tí que eres buena negociante, que eres conciliadora;
 

Dicen de tí que atraes a la buena suerte!
Que le sabes quitar importancia a las cosas que no la tienen,
y que cuidas mucho, mucho, muchísimo a  la familia,

 


Y yo he tenido la suerte de ser de la tuya!
 
Eres muy cariñosa, eso también quiero aprenderlo de tí,
 
A mí me encanta que me comas a besos!

Por eso siempre te busco, me gusta estar a tu lado;

Aunque de estos 30 años haya vivido muy poquito contigo, sé que los próximos 30 vamos a recorrer muchos caminos juntos!

MUCHAS FELICIDADES,
 TIA ANA
Categories
Unaporuna

Buscando inspiración para una fiesta…

Ya os contaba el otro día, que los 30 están a la vuelta de la esquina; tengo amigas que les da pánico los 30, leo muchos post de: “cosas que hacer antes de los 30”,30 cosas que sufrirás al cumplir los 30…”  Los leo y además los reenvío, porque me hacen gracia, y muchas de las cosas también me pasan a mi, pero contra todo pronóstico, no me preocupa nada cumplirlos, al revés, me apetece cumplirlos y celebrarlo!

Ya sabéis que nos encanta celebrar! Nos da igual que sea un cumpleaños, una buena noticia, o un nuevo trabajo, pero celebrar es igual a disfrutar, compartir, y enredar! Y otra cosa no, pero en esta familia nos gustan mucho los enredos!
 
Tengo suerte de contar con un buen equipo, encabezado por mi madre y mi hermana, que sin ellas, sería imposible, mis primas, que están al pie del cañón, una amiga que ahora tiene un poquillo más de tiempo, mi padre y cuñao, que eso de transportar cosas no se les da mal, y #elhombremásbuenodelmundo (hay que cambiarle el nombre, tenemos celoso al #másguapodelmundo!) que ya va por la calle mirando los palets y las cosillas interesantes que dejan cerca de los contenedores 😉
 
Lo primero es pensar la idea, y para eso hice un PowerPoint de Inspiración, para saber lo que queríamos.
 
Luego invitaciones, música, decoración…pero eso os lo contaremos más adelante.
 
De momento estoy buscando estampados étnicos como loca. Y la verdad es que hemos elegido bien, porque están las tiendas cargadas de cosillas étnicas.

 

 

 

Ya os diremos cuáles son los colores y combinaciones elegidas. Ahora nos queda mucho trabajo por delante….

Categories
Unaporuna

Lo mejor está por llegar! FELICIDADES!!

Hoy aprovecho la nueva sección que empezamos la semana pasada para dedicársela a 2 muy buenas amigas, casi hermanas, que esta semana cumplen años… Y es que 30 años no es nada!! 😉

Os dejo un texto de un blog en el que además, su autora también nos nombra a nosotras; hablando del paso del tiempo, me encanta cómo lo ha descrito en este post:

“El tiempo pasa muy deprisa”,  “Antes de que te des cuenta tendrás 20, luego 30 y ya el contador correrá sin parar”, eran frases que sonaban una y otra vez en mi cabeza, como si de un disco rayado se tratara. Era como si alguien pusiera sin parar la sevillana de “pasa la vida y no has notado que has vivido cuando pasa la vida…” pero a mala idea. Y no, no la escuchaba por parte de ningún coro rociero, sino en boca de mis padres, familiares, profesores y todas aquellas personas que pertenecían, por aquel entonces, al grupo de “los mayores”, un término algo difuso al que no sé si ya ¿pertenezco?

[…]

La semana pasada cumplí años, 28 para más señas. Recuerdo que cuando era pequeña vi la película “La boda de mi mejor amigo”, de Julia Roberts, y me encantó. Ella y su mejor amigo hacían un pacto, si ninguno se casaba antes de los 28, lo harían entre ellos. Recuerdo que cuando la vi, con 12 o 13 años, me pareció la edad correcta para tal pacto, bien elegida, 28 años, sí señor, es una edad. Ahora lo veo ridículo, obviando la idea del pacto y la película en sí, lo que veo más surrealista es la elección de la edad ¿28 años?
[…]
Pues eso, mantengamos el equilibrio entre la inocencia y la experiencia, vivamos la vida en momentos, no en minutos y de vez en cuando, si tenemos la oportunidad, robémosle tiempo al tiempo.

(www.nosolorecursoshumanos.blogspot.com.)

Así que, ya sabéis, 

(Esta frase estaba muy presente sienpre cuando vivíamos las 3 juntas)
Soplad las velas bien fuerte… Por todo lo bueno que nos espera!!!!


FELICES 30 AÑAZOS!!! A seguir subiendo escalones, para llegar a lo más alto!!